15 oct. 2008

DIA 16 (2/3) Akihabara, la Meca de los firikis

Tras la visita de los jardines del Palacio Imperial nos habíamos acercado a uno de los puntos clave del viaje, la visita a uno de los barrios más especiales de este mundo, un lugar que cualquier friki, otaku, geek debe recorrer por lo menos una vez en la vida.,el archiconocido Akihabara, también llamado "Electric Town". Ya habíamos visitado su hermano menor, el Nipponbashi (Den-Den Town) el barrio electrónico de Osaka, que se extiende a lo largo de una calle, y con el que flipamos bastante.

Akihabara

Para recorrer el Electric Town de Tokyo, si te molan estas cosas como a nosotros, no tendrás suficiente con medio día. Cuando nos dimos cuenta ya casi había anochecido. En este barrio puedes encontrar algunos de los locales más extravagantes del planeta, desde el antro donde Kirai se compro una Nikon D90 (del que habla en este post), a cafés donde te sirven chicas vestidas como sirvientas (a las cuales vimos concentradas a la salida de la estación JR Akihabara). Entre la gente que ronda por el barrio te puedes encontrar a los mejores jugadores de recreativas del mundo, gente vestida con el traje de Goku, jugadores compulsivos de máquinas de ganchos... en definitiva, posiblemente la mayor concentración del mundo de gente rara y molona, gente que es capaz hasta de organizar una manifestación por la emancipación del barrio.

A la salida de la estación JR, por donde rondaban las chicas vestidas de sirvientas

Tal concentración de cosas que llamaban nuestra atención, no sabíamos por donde empezar. Nos metimos a unas recreativas y flipamos con la gente jugando a juegos de navecitas del estilo de los de antaño, gente y más gente disparando y esquivando cientos de bolitas que llenaban las pantallas. Subíamos a otra planta y eran los juegos de lucha los que tomaban el protagonismo, donde la gente competía unos contra otros (sentándose en la máquina de enfrente) a juegos que iban desde el Street Fighter II de hace años, u otros con pinta de más antiguos, al los más modernos, como el SF4. En otra planta tenían una sala entera en la que jugaban a un shooter con mechas, cada piloto se introducía en una cápsula con complejos controles. La variedad de juegos es increible, también nos llamaron mucho la atención unos que se jugaban con cartas que los jugadores iban situando sobre una mesa, se podía jugar así al fútbol, juegos de estrategia...

Time crisis 4

Nosotros nos quedamos con el Time Crisis 4, este no nos lo sabíamos de memoria como el 2, y no pasamos de la primera fase. Además llegamos a una planta llena de cabinas de Purikura, otra de las cosas que teníamos pendiente. Aunque únicamente veiamos a chicas rondando las máquinas (incluso tenían una zona exclusiva para ellas), las máquinas eran de color rosa pastel, decoradas con corazoncitos, no nos echamos para atras. Por 400¥ te puedes hacer 6 fotos sobre un fondo de color verde, de las que podrás elegir hasta 4, en la primera fase se puede elegir un poco la temática de la foto, el marco, etc. Pero cuando has escogido las 4 definitivas, tienes unos 2 minutos para retocarlas con estrellas, corazones, letras, y todo tipo de efectos. La verdad es que nos parecio increiblemente divertido, aunque solo pudimos escoger 3 fotos, este es el resultado:

Purikura! (del inglés Print club -> purinto kurabu -> Purikura)

Aquí retocabamos las fotos que nos habíamos hecho al otro lado de la máquina

Tras el Purikura nos adentramos a explorar más tiendas, encontramos cosas rarísimas, quizás te cueste encontrar una figura normal de Bart Simpson, pero tendrás a Bart Simpson mosca, Cletus y el Sr. Burns vampiro. Plantas enteras dedicadas a Gundam, o a monstruos que en algún momeno atemorizron Tokyo. Nos compramos algún llaverito molón de recuerdo, es dificil decidirse si quieres comprar algo ante tanta cosa rara que te llama la atención, si quieres un godzilla de un metro o un busto de Greedo, este es tu sitio. Hasta nos encontramos con una figura de Zidane metiendo el gol de la novena.

Godzilla & Co.

Al igual que en el Den-Den Town, aquí casi todas las tiendas tienen su sección porno, muchas se dedican únicamente a vender DVDs, pero hay otras que venden aparatos y accesorios de todo tipo, ideados por las mentes más perversas del Japón.

Porno por doquier

Entramos a una, que curiosamente se llama Don Quijote y que forma parte de una popular cadena de tiendas, a las que los japoneses se refieren como Donki. En Akihabara tienen todo un edificio, con alrededor de 8 plantas si no me falla la memoria, al menos este Donki parecía tener todo lo indispensable para vivir, desde tienda de alimentación, ropa normal y cosplay, planta con recreativas, menaje del hogar... hasta tenían cafés y grababan un programa de televisión en la planta de arriba.


Máquinas de baile en el Donki

Al final se nos hizo tarde, algunas tiendas empezaron a echar el cierre, y nos volvimos a Ikebukuro ya de noche, volveríamos en otro momento a seguir flipando con Akihabara.

Akihabara por la noche

No hay comentarios: